Éxito en Networking no está reservado para las élites

Publicada en Publicada en Plan de Networking

Tener éxito haciendo networking no es algo reservado para una clase social. Para conseguirlo no es necesario tener cualidades excepcionales, ni pertenecer a una élite, ni nacer en una familia pudiente. Nada de eso. Si se realizan acciones de networking de forma profesional, el éxito es el único resultado que todos pueden tener. Y cuando digo profesionalmente me refiero a que te lo propongas y estés dispuesto a comprometerte con los objetivos trabajando hasta lograrlos.

Ahí si hay discriminación, porque como expliqué en otro post, las relaciones no salen en los pastelitos ni crecen solas en la primavera. Hay que trabajarlas de forma metódica y con perseverancia, con la mirada en el largo plazo. Pero si lo haces, puedes convertirte en el Velázquez del networking sin problemas. No necesitas haber nacido con cualidades especiales ni haber llegado a este mundo con alta alcurnia.

 

aristocracia

 

Él si que puede, yo no soy así

En muchas ocasiones escucho que tal o cual persona es admirable por la cantidad de personas que conoce pero añaden “es que ella…”. Ahí empiezan a incluirse una serie de descripciones que no son sino justificaciones. Se usan esas frases para refrendar que ella tiene algo que nosotros no tenemos. Que por eso ella tiene éxito en el networking y nosotros jamás podremos llegar a su nivel.

Al principio de empezar a aprender los básicos de esta disciplina me asustaba que eso fuera verdad. Si era cierto, eso me ponía directamente en segunda división sin posibilidad de ascenso. Cada frase de ese tipo incluía un mensaje entre lineas como “no te esfuerces que no merece la pena porque tu eres como él”. Y eso me retaba. Por ello empecé a investigar si era cierto, si esas personas tenían o habían tenido cualidades o privilegios que no yo podría conseguir, y la sorpresa fue mayúscula.

 

exito

 

Tener éxito o tener excusas

Cuando me excluyo y ensalzo a otros atribuyéndoles cosas que yo no tengo o no puedo tener, lo que hago es justificarme para no poner la acción. Me estoy poniendo en inferioridad antes de empezar el partido. La cuestión es que de esta forma no tengo que hacer esfuerzos, solo me puedo resignar y punto. Fin de la fiesta. Y no sé en tu caso pero cuando alguien me dice que yo no puedo hacer algo o que no seré capaz, consigue el efecto contrario. Ese menosprecio me genera un sentimiento de “¿como que yo no puedo?.

Todos aprendemos de mejor o peor manera a relacionarnos desde niños. No tenemos todavía una asignatura en el colegio o la universidad en España en la que se enseñe esta disciplina. sin embargo, realizar Networking de forma profesional y conseguir eficacia no es difícil, solo hay que aprenderlo. Requiere tiempo, esfuerzo y compromiso, eso es verdad, pero si quieres lo puedes aprender. Yo lo he aprendido y lo sigo aprendiendo ya que cada día encuentro enfoques o materias que pueden ayudarme a ser mas eficaz.

 

aprendizaje

 

La mejora continua facilita el networking

¿En qué puedo mejorar? Pues en buscar nuevas formas de aportar valor. Puedo mejorar mi comunicación con los demás, manejar de forma mas eficiente  las variables que nos dificultan esa comunicación. Busco como poder llegar a entender mejor a las personas y descubrir sus talentos, muchas veces ocultos incluso para ellos. Me interesa comprender los miedos que nos impiden relacionarnos como me pasaba a mi, me refiero a las personas tímidas o introvertidas como yo. Disfruto aprendiendo a desarrollar mejores formas de gestionar mis relaciones para ganarme la confianza de las personas que acabo de conocer y poder ayudarlas mejor. Es apasionante mejorar las relaciones y poder interactuar con cada persona desde el interior.

Me encanta poder conocer personas y eso es para mi ya una forma de vivir. Cada persona que conozco sé a ciencia cierta que tiene muchos talentos que yo no tengo y de los que puedo aprender grandes cosas. Además sé con total seguridad que tiene necesidades o inquietudes en los que podría encontrar alguna forma de aportarle valor. Con esos dos parámetros como referencia estoy convencido por experiencia que si a conozco mejor podré descubrir ambos. Y ahí es donde me enfoco. Esa es mi prioridad.

 

 

Si te lo propones tu puedes ser el Goya o Dalí del Networking

¿Tuve que nacer con algo especial para poder hacer eso? ¿Que cualidades innatas tengo que tu no tengas y te impidan hacerlo como yo? ¿Eso lo he heredado de mi familia o aprendido en un colegio especial al que solo acceden las élites sociales? Nada de eso. Se aprende como lo ha aprendido yo. Tener éxito en networking es una decisión y trabajo. El resto es tiempo y experiencia. No llega de la noche a la mañana ni por casualidad sino por causalidad. El Networking es lo que tiene, solo está reservado a los que se comprometen en ir poco a poco internalizando su filosofía. Y si quieres aprenderla, empieza por leerte el libro “Como ganar amigos e influir en las personas” de Dale Carnegie.

Y por si no me he expresado con claridad, esto que te cuento, lo puedes hacer tu como yo. No tienes que dejar tu profesión, no tienes que dejar tus negocios o empleo. Es algo que se va a aprendiendo a medida que se practica, y los rendimientos no llegan en dos días. Pero si te lo tomas en serio, tanto tu vida profesional, tu trabajo por cuenta ajena o cuenta propia o tu vida personal se enriquecerán de forma que nunca imaginaste. El networking puede cambiar tu vida y te puedes convertir en la mayor referencia de éxito en esta profesión. La decisión y el compromiso está de tu parte, pero no hay mas requisitos que esas dos.

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *